Madoka Magika: un mahou shoujo que no deberías perderte

¡Hola a todxs! Los exámenes oficiales de japonés se celebran el 6 de diciembre en España y como quería desconectar un rato de tanto estudio, decidí darme un garbeo por la sección de anime de Netflix. Lo cierto es que a mí los mahou shoujo como Sakura Cardcaptor me gustan, aunque a veces son demasiado optimistas o edulcorados para mi gusto. No obstante, esta vez vengo a hablaros de un mahou shoujo que cambia bastante el tono general de muchos de sus congéneres, y es Puella Magi Madoka Magika, conocida normalmente como Madoka Magika.

Si no has leído ni oído nada sobre este anime, te recomiendo que lo veas, tanto si te gustan como si te no te suelen gustar los mahou shoujo, pues Madoka Magika es una serie que en nada se parece a mucho de sus congéneres. Os aviso que me va a ser algo difícil hablar de esta serie en profundidad sin contar un poco su trama y poner algún que otro spoiler, pero avisaré antes de destriparos la serie por completo 😉 por si queréis saltar esa parte del post.

Puella Magi Madoka Magika

Si echáis un vistazo a la imagen seguro que pensáis «ya estamos con otro de esos mahou shoujo optimistas y buen rolleros en los que todo sale bien pase lo que pase». Y es entonces cuando os llevaríais una gran sorpresa, pues este anime es algo diferente. Si nos dejamos llevar por las apariencias (cosa que me ocurrió a mí), acabaremos llevándonos una gran sorpresa. Diría chasco, pero en mi caso, aunque el anime es diametralmente opuesto a lo que pensaba, lo disfruté como una enana. Me enganchó y me pareció increíblemente interesante, y de hecho me lo vi en un día.

Argumento de la serie

En la ciudad ficticia de Mitakihara, las chicas mágicas luchan contra unos seres invisibles conocidos como brujas, quienes, a pesar de ser invisibles para los humanos, son los causantes de grandes males, como suicidios o asesinatos. A cambio de su incansable lucha, a las chicas se les concederá un deseo en el momento de convertirse en chicas mágicas.

La serie comienza con un sueño de Madoka, en el que ve a una chica luchando contra una bruja. A la mañana siguiente, la chica de sus sueños aparecerá en su nueva escuela. Además, el misterioso ser blanco, redondito y achuchable de su sueño también se persona ante ella para ofrecerse a concederle un deseo, a cambio de luchar contra unos seres que acosan a los humanos causando grandes males, conocidos como brujas.

Aquí os dejo el enlace al perfil de Netflix del mahou shoujo Madoka Magika.

Puella Magi Madoka Magika II

Los personajes de Madoka Magika

Vamos a hablar de manera breve de los personajes, sin hacer ningún spoiler 🙂 No worries, por ahora podéis seguir leyendo.

  • Madoka Kaname: la protagonista de la serie. Es una chica alegre y optimista con un gran corazón. A pesar de ello, ella cree que no tiene ningún talento especial. Cuando le ofrecen ser chica mágica, cree haber encontrado su talento oculto y la forma en la que podría ser útil a los demás.
  • Sayaka Miki: la mejor amiga de Madoka. Enamorada de un chico que tocaba el violín y debido a un accidente no puedo seguir tocando, Sayaka le visita a diario en el hospital, esperando que algún día él corresponda sus sentimientos. Es una chica fuerte y generosa, que no duda en luchar por aquello que le importa.
  • Mami Tomoe: una chica de tercer curso que se convirtió en chica mágica hace un tiempo. Les mostrará a las chicas lo que significa ser una chica mágica y luchar contra las brujas. Amable y compasiva, cree que siempre hay que dar una oportunidad a los demás para poder ser amigos y cooperar. No obstante, no duda en sacar las garras cuando no hay más remedio. Será la senpai de Madoka y Sayaka.
  • Kyoko Sakura: una chica fuerte y algo gamberra que siempre ha cuidado de sí misma. Parece algo bruta y agresiva, pero en el fondo tiene un gran corazón y se preocupa por las demás, aunque al principio pueda parecer que solo se preocupa por sí misma.
  • Homura Akemi: la chica más misteriosa del grupo. Aparece un día en clase de Madoka y parece estar enfadada con Madoka, Sayaka y Mami y bueno, con todo. Su objetivo es conseguir que Madoka no se convierta en chica mágica, si bien no queda del todo claro por qué. Parece que es una chica algo huraña y malhumorada, aunque su verdadera naturaleza se irá desvelando poco a poco a lo largo de la serie.
  • Kyubey: un ser misterioso capaz de conceder los deseos más recónditos a cambio de que se conviertan en chicas mágicas y luchen contra brujas.
madoka magika III

¿Qué hace a Madoka Magika diferente de otros mahou shoujo? (SPOILER)

SPOILER ALERT

En primer lugar, en esta serie nada es lo que parece. Desde la chica nueva huraña y malhumorada que parece la gran antagonista del momento, hasta Kyubey, el adorable peluchito redondito y mono que abrazarías en tus sueños, hasta que te das cuenta de que entonces se convertirían en tus peores pesadillas. Vayamos paso por paso.

Los deseos

Uno de los temas que me parecieron más interesantes de la serie es el hecho de poder pedir un deseo en el momento en que te conviertes en chica mágica. Además, este deseo tendrá influencia en el tipo de magia y poderes que tengas. En el caso de Sayaka, al haber pedido un deseo para otra persona, ella se cura el doble de rápido que los demás. Lo interesante, es como las chicas reflexionan sobre el deseo que van a pedir: sobre si es algo justo pedir algo para los demás y si realmente les es necesario pedir algo. Es interesante ver el doble filo de los deseos, y cómo estos en algunas ocasiones se acaban volviendo en contra de nuestras protagonistas. Este es uno de esos animes en los que hay que tener cuidadito con lo que deseamos.

Las amigas

Un punto interesante es la rivalidad entre amigas y como el amor puede interferir con la amistad. Una chica cercana a las dos protagonistas está enamorada del mismo chico que Sayaka y cuando este se recupera, no duda en darle un ultimátum a Sayaka. Y es que a veces teniendo amigas así, para qué se quieren enemigos. No obstante, también tenemos la sorpresa de Homura, que pasa de ser la aparente antagonista a una chica incomprendida que lucha por salvar a su mejor amiga.

Las brujas y las chicas mágicas

El hecho de que sean dos caras de una misma moneda me pareció algo bastante interesante. Es también parte de la oscuridad de la serie. Muy interesante el hecho de que al luchar tanto por algo, puedes acabar perdiéndote a ti mismx en la lucha. En la serie, esto se refleja en la oscuridad que va invadiendo las joyas que portan las chicas.

Kyubey y la entropía

Este es uno de los puntos más controvertidos. Si bien en sí Kyubey no es un ser malvado, su moralidad es algo dudosa y raya en el gris oscuro. Kyubey solo busca una fuente de energía que permita sobrevivir a su raza, así como a todas las otras razas que habitan el universo. No obstante, al no tener emociones, no puede comprender el apego que sienten los humanos los unos por los otros. Es un concepto interesante y que no he visto a menudo en este tipo de animes.

Su mágico final

Su final, si bien no voy a decir cuál es, me hizo derramar más de una lágrima. Eso sí, más agridulces que de alegría. El final de la serie me pareció un final adecuado para una serie tan oscura y sin cabos por atar. No obstante, también me parece interesante el hecho de que, a pesar de todos los esfuerzos por erradicar el sistema, la lucha de las chicas continúa. Si bien, al menos ahora ya no se convierten en aquellos seres a los que buscan destruir. Y es que la luz y la oscuridad, siempre van de la mano. Por mucho que nos empeñemos en cambiar las cosas, hay algunas que nunca cambian.

Es cierto que hay una historia alternativa anterior a la de Madoka Kaname, aunque no está disponible en Netflix. Creo que es más flojita que la original y no tan profunda, pero al menos tiene confirmada una segunda temporada. Si tenéis mono de más, siempre podéis echarle un vistazo a esto y a las películas ;P

Y si te ha sabido a poco, ¡echa un vistazo a nuestra categoría de anime para buscar más series interesantes! Un abrazo a todxs y a los que se presenten mañana a los exámenes, 頑張ってください!

Sobre el autor Airi the Shiba Inu

Crecí en la época de las Gameboy, los Tamagochi, las modas de dudoso gusto y en la que Shin-chan y Doraemon se emitían en valenciano en la televisión. Todo esto me llevó a lo que soy y a donde estoy: buscando mi camino al país del sol naciente. No me gusta irme a la cama sin haber aprendido algo nuevo, y espero poder compartir con vosotros en este espacio todo lo que aprenda . Introvertida por naturaleza y rata de biblioteca de corazón, adoro la paz, la calma y el silencio y detesto las aglomeraciones y las redes sociales.

Facebooktwitterpinterestlinkedin